miércoles, 12 de diciembre de 2007

web 3? Web 2? Web1? Saben de qué hablan?

La sesión vespertina de la primera jornada de Le Web 3 (ciclo de conferencias centrado en el futuro de Internet y los medios de comunicación social, entre otros temas, que se está celebrando en París) celebrada ayer, se inició con un duro e interesante debate entre Andrew Keen, autor de The Cult of the Amateur (La cultura del aficionado) en el que hace una feroz crítica a la denominada Web 2.0, y Emily Bell, una de las periodistas más reconocidas del diario británico The Guardian, quien hizo una defensa apasionada de Internet.

Keen opina, grosso modo, que dar el papel de creador de información a cualquier persona que tenga un ordenador en su casa o en su lugar de trabajo es dañino para la cultura, para la propia sociedad; según el escritor, las webs en las que es el propio usuario quien crea, genera o distribuye los contenidos (YouTube, Wikipedia, blogs, etc) lo único que consiguen es "llenar Internet de porquería".

Para Emily Bell es precisamente eso lo que hace interesante el fenómeno 2.0 y son los gatekeepers (editores que deciden qué se publica y qué no) quienes deben velar por la pertinencia de los contenidos.

Y es aquí donde el debate se convierte en discusión. Keen saca la artillería pesada y arremete contra los medios de comunicación (tradicionales o de nueva creación) presentes en la Red ya que, en su opinión, han perdido la credibilidad precisamente por la ingente cantidad de información disponible y por la relevancia que se le da a cualquier blog. Sin embargo, Bell cree que la Red obliga a ser mucho más transparente ya que tus antecedentes "te persiguen a través de Internet".

Nuevos buscadores

La segunda y última jornada de Le Web 3 ya ha comenzado, aunque con menor concurrencia que ayer. Un poco más de Web 2.0 y mucho de emprendedores. En este aspecto, destaca la participación del hispano argentino Martín Varsavsky (creador de Fon), quien mantendrá una conversación con el organizador del evento, Loic Le Meur.

También habrá lugar para volver a discutir sobre el ruido informativo que se produce en Internet y de cómo los buscadores, poco a poco, deben tratar de separar lo relevante de lo intrascendente. Jason Calcanis es una de las personas que está tratando de buscar soluciones en este sentido con su proyecto Mahalo: un buscador 2.0, como no podía ser de otra manera.